Partición – Juicio de partición: División de bienes

La partición de bienes es la división de los bienes hereditarios entre los herederos. La partición de bienes hereditarios puede hacerse por el propio causante a través del testamento, por los herederos de común acuerdo o por un juez partidor en el caso de que no haya acuerdo.
Con anterioridad a la partición, los coherederos no tienen una titularidad sobre bienes concretos de la herencia, sino sobre una cuota abstracta de la partición, pudiendo disponer libremente sobre la cuota ideal, pero no sobre los bienes individuales concretos que integran el contenido de la herencia.

Cualquiera de los coherederos puede solicitar la división de la herencia sin límites de tiempo, para dar término a la situación antijurídica que representa la comunidad hereditaria; aunque es posible que todos los coherederos de común acuerdo decidan mantener la indivisión.

partición de bienes